Las emociones están en un pendrive.